diumenge, 6 de novembre de 2011

Josep Anglada y Anders Breivik: ideas compartidas

Artículo publicado en la nueva revista Grund (página en Facebook).
[Versió en català]

A lo largo de los últimos años, la preocupación por el crecimiento de la organización ultra, Plataforma per Catalunya (PxC), ha ido en aumento. En las elecciones autonómicas de noviembre de 2010, recibió 75.000 votos, y casi entró en el Parlament. En las municipales del mayo pasado, PxC multiplicó sus resultados de 2007 por cinco, ganando 67 concejales.

Mucha gente, incluso dentro de la izquierda radical, resta importancia a estos hechos. Niegan que exista una diferencia cualitativa entre PxC y otros partidos que, tristemente, también hacen declaraciones contra la gente inmigrada, y de manera especial contra la gente musulmana. Así se dejan engañar por la imagen, tan cuidadosamente cultivada por PxC, de que se trata simplemente de un partido más. El führer de PxC —Josep Anglada, con largo historial franquista— insiste en que son “demócratas”, y niega que sean ni de extrema derecha ni racistas.


Los trágicos atentados en Oslo del 22 de julio de este año supusieron una amenaza para esta estrategia de maquillaje.

Este no es sitio para un análisis teórico completo del fascismo actual, con corbata. Este artículo se centrará en señalar la similitud ideológica entre Anglada y el asesino noruego.

Dos almas, un solo pensamiento


Anglada —copiando como siempre a otros dirigentes de la extrema derecha europea— inmediatamente hizo grandes esfuerzos para marcar distancias respecto al asesino confeso, Anders Behring Breivik.

El 25/07/2011, cuando la confesión y las simpatías xenófobas de Breivik ya eran conocidas, la web de PxC dijo del asesino: “las informaciones que llegan sobre él son confusas y contradictorias… en cualquier caso estamos ante un terrible psicópata de cuyas criminales acciones —sean cuales fueren— es sólo él, el culpable y responsable.[1]

Anglada incluso amenazó a cualquiera que relacionase PxC con Breivik. Según la web de PxC: “Anglada ha advertido que ‘estos luctuosos sucesos pueden ser aprovechados por determinados medios de comunicación para intentar criminalizar a los partidos y formaciones identitarias, cuyo crecimiento y expansión en toda Europa tanto asustan a los gobiernos y a la gran banca’. Y ha señalado que ‘nuestra formación activará sus servicios de información y propaganda para contrarrestar cualquier manipulación en este sentido’ anunciando que ‘se tomarán las medidas legales contra cualquier medio o persona que se atreva a relacionar los crímenes de Noruega con nuestra formación política’.”

Nadie sugiere que PxC haya ayudado directamente a llevar a cabo los actos violentos en Oslo (en parte, porque bastantes de sus militantes están demasiado ocupados llevando a cabo actos violentos en Catalunya). Pero la similitud ideológica entre Anglada y Breivik es chocante. Unas citas, organizadas por temas, lo demostrarán. Es importante destacar que éstas no son palabras sacadas de contexto: sólo hay que mirar el “manifiesto” de Breivik para ver su parecido con las declaraciones hechas por Anglada durante los últimos años.

Multiculturalismo


Ésta es una de las principales obsesiones tanto de Breivik, como de Anglada.

“El multiculturalismo es igual a la destrucción unilateral de la cultura occidental”.[2]

“El multiculturalismo es un callejón sin salida, es el enemigo de Europa y el enemigo del mundo.”[3]

“Muchos europeos reconocen que el multiculturalismo está llevando sus sociedades al desastre.”[4]

“Plataforma per Catalunya se mantiene en su línea de… hacer frente al multiculturalismo que está haciendo desaparecer nuestra cultura milenaria autóctona… Anglada manifestó que ‘el modelo de una Cataluña multicultural basado en la inmigración ha fracasado’, y añadió ‘es hora de levantar el muro de contención ante el tsunami migratorio y organizar la resistencia contra la islamización en toda Catalunya’.”[5]

El islam y la gente musulmana


Ésta es otra obsesión de los dos xenófobos (y tristemente de otros muchos políticos/as y tertulianos/as, que deberían cambiar de chip, visto el resultado de este discurso).

“Debemos crear un ambiente que dificulte la práctica del islam. Los ciudadanos musulmanes deben ser obligados a aceptar nuestras costumbres laicas o marcharse.”[6]

“Los inmigrantes, para obtener los papeles, deberán superar un examen de conocimientos de la cultura y costumbres catalanas.” “PxC… se opone… a la instalación de inmigrantes musulmanes en nuestro país, fenómeno que puede suponer a largo plazo una clara amenaza para nuestra cultura” “PxC propone… una alternativa a la actual política de inmigración que fije cuotas de procedencia y reduzca a cero el contingente islámico.[7]

“Los políticos no fascistas son traidores”


No hay que estar de acuerdo con los partidos institucionales para ver cómo esta acusación de traición, dirigida principalmente contra los partidos progresistas, fue un motivo clave en la matanza de la juventud laborista noruega. La misma acusación aparece en los discursos de Anglada.

“Cuando una organización ignora los intereses de su propio pueblo, pero impulsa los intereses de los enemigos de ese pueblo, esa organización se ha convertido en una entidad activamente hostil, manejada por una grupo de de traidores abyectos. Esto es lo que es la UE, hoy en día. La UE está destruyendo deliberadamente las tradiciones culturales de los Estados miembros”.[8]

“La casta política europea no es mejor que la española ni la catalana, todos ellos son unos traidores a sus pueblos, a su historia y a sus votantes, el mismo afán autodestructivo lo vemos en Bruselas, en Madrid o en Barcelona”.[9]

“Ni de derechas ni de izquierdas”


Esta idea no la inventó ni Breivik ni Anglada, ni siquiera Jean Marie Le Pen. En 1933, José Antonio Primo de Rivera declaró que la Falange Española “no es de derechas ni de izquierdas”.[10]

“La línea divisoria en la lucha interna en occidente no es tanto entre izquierda y derecha, como entre aquellos que valoran la soberanía nacional y la cultura occidental y los que no.”[11]

“PxC no es de derechas ni de izquierdas… se inspira en los principios del humanismo cristiano e ilustrado, en el catalanismo político… y, en general, en la tradición… que caracteriza a la civilización occidental ante otras culturas…”.[12]

Las grandes corporaciones y la banca


Es destacable que un sector, cada vez más importante, del fascismo europeo actual ataque a la gran banca, a las grandes empresas y a la globalización neoliberal, en nombre de un nacionalismo excluyente (ya hemos visto que Anglada atribuye a “la gran banca” las presiones actuales contra la extrema derecha).

La condena a la gran banca (se sobreentendía, la gran banca judía) fue un elemento central del discurso “radical” y “anticapitalista” que utilizaron los nazis para ganar apoyo entre la gente parada y desesperada antes de 1933. Aquellos nazis que se creyeron las declaraciones radicales fueron masacrados, durante la “noche de los cuchillos largos”, a finales de junio de 1934. Con Hitler, las grandes empresas alemanas hicieron enormes beneficios con mano de obra esclava. No hay motivo para pensar que las declaraciones contrarias a las grandes empresas sean más genuinas hoy.

“Toda la ética de la globalización después de la guerra fría, de hecho, es profundamente anti-nacional… Para decirlo sin rodeos, las empresas multinacionales son los vehículos del cosmopolitismo… A la gran empresa le gusta la inmigración porque los inmigrantes hacen bajar los salarios…”[13]

Hay que “denunciar los efectos desastrosos que la inmigración tiene sobre nuestra sociedad y los efectos destructivos de la deslocalización industrial y el ultraliberalismo sobre nuestra economía productiva, en este sentido se denunciará abiertamente a la casta de políticos profesionales que nos explota en beneficio del gran capitalismo financiero internacional. Los dos fenómenos tienen su origen en lo que hoy se llama la Globalización. Como el resto de formaciones identitarias europeas, PxC incorporará cada vez más una crítica al proceso deslocalizador y abogará por una defensa contundente de los derechos sociales de los sectores más desfavorecidos de la sociedad catalana: las principales víctimas de la inmigración, la deslocalización y del ultraliberalismo mundialista.” [14]

Trapicheos


Los dos han demostrado que a la vez que condenan la supuesta criminalidad de los inmigrantes, están dispuestos a saltarse la ley para financiarse.

“Si la actividad delictiva es la única opción que tienes [para conseguir financiación] debes saber que es política y estratégicamente justificable ‘expropiar’ recursos.”[15]

“El juzgado de primera instancia de Vic está tramitando una demanda por impago presentada por la empresa Rotobig contra Josep Anglada… el partido ultra encargó dos millones de panfletos con el programa electoral de Anglada y sus consignas antiimigración y no han satisfecho el importe del pedido que asciende a 7.717 euros”.[16]

“Un juzgado de Barcelona ha dictado la orden de desahuciar Plataforma per Catalunya de su sede central por impago del alquiler. Según han denunciado los propietarios al Juzgado de Primera Instancia núm. 39, desde que el coordinador del partido en las comarcas del Garraf, Gerard Bellalta, firmó el contrato de arrendamiento el abril pasado, no se ha pagado ninguna de las mensualidades. En total, la deuda por impago asciende a 6.817,86 euros”.[17]

“Los Mossos d’Esquadra detuvieron anoche al concejal electo de Plataforma per Catalunya (PxC) en Badia del Vallès, Raül Ortiz, y al número seis de la lista local, José Manuel Belmonte, acusados de robar cheques restaurante por valor de 70.000 euros.”[18] (Este último caso quizás no entra en la “justificación” presentada por Breivik: parece que estos dos candidatos de PxC eran simples criminales.)

Mentiras


Este es quizás uno de los puntos más importantes de confluencia. Tanto Breivik como Anglada han visto la importancia de disfrazar el proyecto fascista tras lemas capaces de ganarse el apoyo de sectores más allá de la derecha fascista convencida. De hecho, las declaraciones de Anglada sobre Breivik parecen salir directamente de los escritos del asesino.

“Siempre enmascara tus objetivos reales, utilizando el ardid de un objetivo falso que todo el mundo acepte, hasta que se haya conseguido el verdadero objetivo.”[19]

“La seriedad de nuestra operación a menudo nos obliga a ser cínicos, manipuladores y pragmáticos.”[20]

“—Yo si conviene seré más catalanista que Jordi Pujol… Y cuando estemos arriba ya iremos cambiando, pero es que si no estás en el poder, si no tocas poder, difícilmente lo cambiaremos… Yo cuando me enfrento a los medios de comunicación tengo que ser el primer demócrata que hay en este país, para ganarme a la gente. ¿Me entiendes?

—¿Te tienes que disfrazar?

—¡Ahora me has entendido!” [21]

“El apoyo abierto a la resistencia armada… es contraproducente… Siempre tienes que detestar y condenar, en público, este tipo de actividad, mientras nos encontremos en desventaja.”[22]

“Plataforma per Catalunya (PxC) y su presidente, Josep Anglada, quieren manifestar su más profunda repulsa…”[23]

Por sus amigos los conocerás


Así que, en público, Anglada y PxC condenan a Breivik y dicen que no tienen nada que ver con él. Otros de la extrema derecha, como Umberto Bossi, de la Liga Norte, o el Partido de la libertad (PVV) del holandés Geert Wilders, también se desmarcaron del asesinato y sugirieron que Breivik no iba con ellos.[24] Quizás comparten la opinión del propio Breivik, de que el apoyo abierto a los ataques es “contraproducente” para ellos en este momento.

Pero algunos integrantes de estos partidos no se han cuidado tanto a la hora de distanciarse.

Un miembro del Frente Nacional francés, Jacques Coutela, declaró su admiración por Breivik, describiéndolo como un “resistente” de dimensiones históricas, un “icono” y “principal defensor de Occidente”. Mario Borghezio, eurodiputado de la Liga Norte, declaró que “algunas de las ideas” de Breivik eran “buenas e incluso óptimas”. Añadió que “por culpa de la invasión de inmigrantes, estas ideas han acabado en violencia”.[25]

¿Qué tiene que ver esto con Anglada? Pues el FN francés ha sido el referente principal de PxC: de hecho, se puede decir que PxC intenta ser una versión en miniatura del partido francés. De Mario Borghezio, se puede decir más. Sólo un día antes del atentado, Anglada, entrevistado por un grupo nazi, el MSR, se refirió a “Mario Borghezio, el eurodiputado de la Lega Nord, con el que me une una buena amistad política y personal.”[26] Quizás las recientes palabras de Borghezio hagan que Anglada cambie de opinión. Si fuera así, cabría preguntarse por qué esta “buena amistad” no se había visto afectada por el atentado contra inmigrantes protagonizado por el mismo Borghezio en 2005: fue condenado por haber incendiado las tarimas de los inmigrantes que dormían bajo un puente en Turín.[27]

Y de hecho, no hace falta ir tan lejos para encontrar admiradores de Breivik; UCFR de L’Hospitalet reveló que el número 7 de PxC en su ciudad había declarado en Facebook su amistad con el asesino poco después del atentado. Según ACN, Anglada dijo que “lo expulsarán si se demuestra que simpatiza”.[28] Pero esto plantea una duda. Si dice que expulsarán a alguien por hacer una amistad en Facebook con un terrorista, ¿cómo es posible que PxC haya presentado como cabeza de lista de Badalona a “Carlos Francisoud, condenado a ocho años y seis meses de prisión a finales de la década de 1980 por las acciones terroristas de Milicia Catalana contra locales independentistas, clínicas médicas que permitían el aborto o establecimientos de corte homosexual”?[29]

Y se ve que la admiración es mutua. En su “manifiesto”, Breivik hace mención de PxC, comentando los concejales que ganó en 2007: seguramente se habría animado al ver la subida de PxC en las últimas elecciones municipales.[30]

Un facha siempre será un facha


Breivik dice que está en contra del nazismo y el racismo. Dice que su política es de “identidad” (el término aparece unas 150 veces en su tocho). Todo esto lo comparte con Anglada y PxC.

Ahora vemos hacia dónde lleva esta “política identitaria”: a la isla de Utoya. Las agresiones llevadas a cabo por militantes de PxC son, por suerte, de menor calado, pero son agresiones fascistas igualmente. Y la historia demuestra que las agresiones masivas vienen precedidas por agresiones menores, no contestadas.

Por muchos trajes y corbatas que se pongan, este hecho no cambia: el fascismo es el fascismo.

Los terribles acontecimientos de Oslo son una advertencia. Por toda Europa está creciendo una extrema derecha que piensa igual que Breivik. No es nada imposible que aparezcan más individuos que actúen como él.

Y cuesta imaginarlo, pero ni Catalunya ni el Estado Español son inmunes a esta amenaza. Ahora mismo, PxC fomenta las mismas ideas que impulsaron a Breivik a cometer la matanza.

Los tenemos que parar antes de que sea demasiado tarde.

 

Notas


[1] Web de PxC, 25/07/2011. Donde no se menciona otra fuente, las citas de PxC y Anglada proceden de su web, y se han consultado el 04/09/11.

[2] Manifiesto de Breivik, pág. 322. Este documento, 2083: Una declaración europea de independencia, es un tocho de 1.500 páginas, colgado en internet. Gran parte del texto es de "corte y pega”: son extractos de blogs y artículos de opinión que, con alguna excepción que él señala, Breivik incluye con aprobación. Las palabras citadas las podemos tomar como representativas de la visión del asesino.

[3] Anglada, en un acto de un partido de extrema derecha en Colonia, 17/01/2010.

[4] Manifiesto de Breivik, pág. 286.

[5] Acto de Plataforma per Catalunya, Cervera, 30/05/2011.

[6] Manifiesto de Breivik, pág. 320.

[7] Declaración Programática, PxC.

[8] Manifiesto de Breivik, pp. 303-4.

[9] Anglada, 19/02/2011.

[10] Discurso realizado en la fundación de la Falange Española 29/10/1933.

[11] Manifiesto de Breivik, pp. 322-3.

[12] Declaración Programática, PxC.

[13] Manifiesto de Breivik, pág. 396.

[14] Anglada, Vic, 13/02/2011.

[15] Manifiesto de Breivik, pág. 829.

[16] Aragirona.cat, 24/11/10.

[17] El Triangle, 10/12/10.

[18] El Mundo, 27/05/11.

[19] Manifiesto de Breivik, pág. 907.

[20] Manifiesto de Breivik, pág. 832.

[21] Anglada, 2002, entrevistado ante una cámara oculta; en YouTube, "Qui és Josep Anglada?”.

[22] Manifiesto de Breivik, pág. 1251.

[23] Web de PxC, 25/07/2011.

[24] Alerta Digital, 23/7/2011.

[25] ABC, 29/07/2011.

[26] Anglada, entrevistado en Tribuna de Europa, web asociada al MSR, 21/07/11.

[27] AP, 28/07/11.

[28] ACN, 25/07/11.

[29] Directe.cat 26/10/10.

[30] Manifiesto de Breivik, pág. 1236. Normalmente Anglada, ávido de recibir cobertura mediática, cuelga en la web de PxC casi cualquier texto que le mencione. Parece que las palabras de Breivik no aparecerán.